23 ago. 2015

El Lince Playero

EDITADO EN www.cadizdirecto.com

Los que nos dedicamos a intentar hacer reír nos las vemos y no las deseamos para todas las semanas sacaros una leve sonrisa. No tenía nada que contarles, pero el domingo como si fuese el águila de Rodríguez de la Fuente buscaba a una víctima.
Después de silbar, afiné las lentillas me puse guante en mano y apareció él. Estaba en la playa y solo con la mirada mía y varios gestos que pude observar desde la distancia lo analicé con guasa y con el bisturí del no molestar…
50 años y pegadito a su madre como un agaponi en celo. Él no sabe de amor, la única pareja que ha visto, fueron dos jilgueros que el pare echó en una jaula pocos días antes de fallecer.
Se tomó al pie de la letra lo que su padre tras una larga enfermedad le dijo mientras se veía venir lo peor agarrao a la cama como si fuera en el látigo de la feria en la habitación 520 del Puerta del Mar…”Cuida de mamá”.
Después de veinte años del fallecimiento de su padre, un familiar suyo le preguntó si algún día trabajaría, el con voz como su cuerpo (floja), contestó:
– “Mi padre me dijo que la cuidara y punto, no añadió nada más, no sé si por intención suya o porque gracias a Dios el gotero se acabó antes.
El domingo lo observé en la playa y hasta pa clavar la sombrilla pone una tirantez, sacude la toalla varias veces por si tiene bolitas de lana. La sombrilla perfectamente planchada que incluso se observa que la palabra Sprite tiene la raya marcá de la vaporeta.
La madre a su lao callaita con una permanente, que parecía que se había comprao cuarto y mitad de algodón dulce de feria y se lo había colocao en la coronilla con dos velcros.

El corte de pelo que padecía dicho varón era como si se hubiese peinao con la cremallera de un cojín.Varias calvitas en su cabeza derivadas de las distintas posturas acaecidas en el sofá del comedor durante el pasado invierno, mientras su madre veía el Sálvame. Ningún rizo en su cabello, más bien pelo pegado a la frente como el que se ha levantao con décimas de fiebres.
 
Alrededor de las paletas dentales ansias hinchadas de haber desperdiciado la infección de un flemón días atrás. El no siente ni padece, si mucha gente leen el Marca este tipo de personaje se traga “Platero y yo” sin pasársele por la mente empeñar a Platero.


Sí en la playa por alrededor de su hamaca playera pasara un pivón rubio es incapaz de tirarle un piropo tipo “Eres una sirena” la única sirena que conoce es la del 061.

Siempre tiene vacío el apetito del sexo, solo come, las albóndigas en tomates de su madre, los filetes empanao y es experto en saquear las neveras de dos puertas

Su madre al verlo ponerse de pie, para coger un batido de la nevera le ve los muslos y le dice saliéndole a la pobre del corazón lo que toda madre previo parto le dice a su hijo, esos hoyitos de los muslo son pa comérselo, el con un bañador con más flores que la calle Cuba en su mejores años, le dice a la madre. “Oju mami el libi está mirando y me saca un artículo”.
 
Ahí lo llevas amigo, no hace falta que te diga que te cuides, tú va a durar más que un reloj de pared y a pesar de tu edad con los huesos de leche. He dicho.

No hay comentarios:

Publicar un comentario